LA ACUPUNTURA SAAM – Jesús Rodríguez

La acupuntura coreana es otra de las herramientas de la medicina holística o integral y sirve para mejorar muchos padecimientos. No existen grandes diferencias fundamentales entre la acupuntura coreana y la china. En realidad, toda la acupuntura de extremo Oriente se basa y se inspira en el Nei Jing.

La acupuntura Saam es un método nacido en Corea y se remonta al siglo XVII. Se le atribuye al ermitaño Saam, monje que alcanzo la «iluminación» después de meditar trece años sobre los enigmas del ser humano. Este sistema, emplea la teoría de los cinco elementos, el Yin Yang y se basa en textos clásicos de medicina china como el Huang di Nei Jing

La terapia por “la teoría de 5 elementos y de las 12 energías” o “terapia Saam” tiene la peculiaridad de que sólo utiliza cuatro agujas normalmente en el lado contrario de la zona afectada.

Para aplicar la terapia Saam es necesario profundizar en la ley del Ying-Yang  y el concepto de las 12 Energías. Los desequilibrios en el Ying y Yang producen la desarmonía en el ser humano, por ello, la manifestación de la enfermedad se observa en los tres biorritmos (físico, emocional e intelectual) y se encuentra relacionada con la mente dado que depende del grado de satisfacción o insatisfacción (ying-yang) que perciba el sujeto respecto a su realidad.

El diagnóstico de la «Constitución», sugiere las tendencias que determinaran la fisiología del paciente. Una vez considerada ésta, la recomendaciones terapéuticas estarán orientadas a recuperar el equilibrio de las  principales energías inherentes al sistema energético del cuerpo.

La terapia Saam con el transcurrir del tiempo se ha presentado como un método de gran eficacia y muy seguro. Los puntos utilizados se sitúan en las extremidades  lejos de cualquier órgano. Por otro lado, su combinación con la acupuntura china, la acupuntura coreana de la mano u otros sistemas hace que sea un sistema integral, tratando el Ying (cuerpo) y el Yang (mente) en la una misma consulta.

 

Medicina china en canarias

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.